La mejor gestión del tiempo consiste en destruir el reloj

Descubre los tres usos del tiempo que determinan el éxito o fracaso en tu vida, tu carrera o tu empresa.

Más que motivación, yo creo en la transformación y mi objetivo principal en este artículo es ayudarte a crear resultados permanentes en tu vida que sólo pueden surgir de un entendimiento profundo y la aplicación constante de principios fundamentales de éxito.

Hoy te traigo el tema del “manejo efectivo del tiempo”. ¿Es verdad que puedes manejar el tiempo? o ¿es otro de los temas que sirven para “impresionar” a la gente?

Más importante que hacer las cosas velozmente es asegurarse de que las acciones contribuyen al logro de tus objetivos y tu bienestar.

Cuando leas con mucha atención cada palabra en este texto te darás cuenta de la respuesta; mientras tanto, empieza a quitarte tu reloj.

ADVERTENCIA. El tema de hoy es algo extenso y quizás no es para todo el mundo. Está escrito sólo para aquellos a los que les gusta “invertir” su tiempo en aprender a ser más efectivos y tener una dirección más clara en sus vidas.

Aquí lo tienes:

 ¿Sientes que no te da el tiempo para las cosas importantes? ¿Terminas cada día con cansancio y la frustración de que no lograste nada?  ¿Te pasan los meses sintiéndote estancado en el mismo lugar?  ¿Cómo sería tu vida, tu carrera o tu empresa si pudieras manejar mejor tu tiempo?

Cada día tiene 24 horas y las mismas que están disponibles para ti, son las mismas que están disponibles para mí y para cada persona que tú conoces, tanto exitosas como fracasadas, entonces, ¿por qué algunas personas logran más que otras teniendo el mismo tiempo?

Las personas exitosas ¡NO creen en manejar el tiempo!

 Si buscas en el diccionario la palabra “manejar”, encontraras que significa: dirigir, controlar, gobernar, etc.  Ahora, déjame preguntarte ¿es verdad que tú puedes dirigir el tiempo?, ¿puedes acelerar o disminuir su velocidad como si estuvieras conduciendo un auto? CLARO QUE NO. Esto es absurdo.

En vez del manejo del tiempo, debemos enfocarnos en lo único que tenemos control: en administrar y mejorar NUESTRAS CONDUCTAS, ACCIONES Y HABITOS dentro de los límites del tiempo, y esto hace toda la diferencia entre el exitoso y el fracasado.

Olvídate del reloj

Vivimos en una sociedad donde desafortunadamente todo lo queremos para “ayer” y andamos tan rápido que no nos preocupamos de hacia dónde nos dirigimos.

Tú no vas a un aeropuerto a tomar el primer avión que vaya a despegar sin antes saber su destino, ¿cierto? Entonces, si vives la vida “rápidamente” y no te preocupas hacia dónde vas, es posible que llegues rápido pero no hacia donde te hubiera gustado ir. Un viaje de 3 horas parece insignificante, pero es penoso cuando llegas al final de tus días y te das cuenta de que viviste toda tu vida siguiendo una dirección equivocada.

Otras personas son totalmente lo contrario.  Viven con una lentitud enorme, tiradas en un sofá, viendo televisión de 4-8 horas por día, sintiéndose frustradas, desanimadas y hasta deprimidas, no porque piensan no tener tiempo (a estas los días se les hacen eternos), sino por la misma razón, porque no tienen dirección en sus vidas y sienten que esta no tiene significado. ¡Qué derroche de talentos!

Más que un Reloj, lo que necesitas es una brújula

Necesitas enfocarte en los 4 puntos cardinales de la brújula del éxito y el in-poderamiento:

*         Actitud mental (dominio de tu mente),

*         Tus Conocimientos,

*         Tus Ambientes (entorno) y

*         Tus Hábitos.

Determina dónde te encuentras en cada uno de estos puntos y crea un plan de acción para alinearlos con tu norte, en otras palabras, con metas y objetivos que te apasionen. Tu existencia tendrá más significado y serás la “causa” de tu vida y no el “efecto”. Serás el arquitecto y no una víctima de tus circunstancias.

3 cosas que puedes hacer con “tu tiempo” que determinan el éxito o fracaso en tu vida, tu carrera o empresa

1) Desperdiciarlo. Tu estás desperdiciando tu tiempo en programas tontos de televisión, en chismes, quejándote, culpando, en llamadas innecesarias, en reuniones innecesarias, tiempo con “clientes” innecesarios, con personas negativas, emails innecesarios, etc. Sé que tú puedes continuar la lista.

2) Venderlo. Por ejemplo, si estás en un empleo y ganas un salario, entonces estás “vendiendo” tu tiempo. En otras palabras, estás intercambiando tiempo por dinero. El día que salgas de vacaciones, también tus ingresos se van de vacaciones. Lo mismo le pasa a algunos profesionales como abogados, dentistas, doctores, etc., quienes piensan que tener un consultorio es lo mismo que tener una empresa, pero en realidad lo que tienen es un empleo ya que si no trabajan, no ganan. Otras personas que “venden” su tiempo y no se dan cuenta, son muchos representantes de negocios multinivel (Network Marketing) que malinterpretan la naturaleza de este tipo de empresas y se dedican solo a vender.

Estas personas ganan los mejores reconocimientos de ventas y sin embargo no invierten en ampliar su “network”. Todo su esfuerzo se puede desmoronar rápidamente con un problema de salud inesperado, y se pierden la oportunidad de crear la libertad financiera que ya muchos disfrutan en este tipo de organizaciones.

NOTA. Conozco muchas personas que son muy exitosas “vendiendo” su tiempo, especialmente aquellas que aprovechan sus ingresos para invertir en otras oportunidades y actividades que expongo a continuación.

3): Invertirlo. Es cierto que nuestras agendas tienen más tareas que horas disponibles para hacerlas. Por ello, debes ser muy selectivo al momento de decidir cómo utilizar “tu tiempo”.

Tu puedes “invertirlo” en actividades que te den el mejor retorno de tu “inversión” como por ejemplo: ampliando tus conocimientos en tu carrera, aprendiendo un nuevo idioma, reparando una relación que no está bien, cuidando tu salud, leer buenos libros, creando buenos hábitos, creando una verdadera empresa (aquella que pueda generar ingresos aunque no estés presente) etc.

Si estás en una organización de multinivel (Network Marketing), una de las mejores formas de “invertir” tu tiempo es en actividades que te ayuden a crecer tu network, tu capacidad de comunicarte, reclutar, entrenar y ser líder.

Ahora y tú, ¿qué estás haciendo con tu tiempo?  Cada día te ofrece 24 horas. Esos son 1440 minutos (86,400 segundos).  Cada segundo te da una nueva oportunidad para tomar control y dirigir tus acciones hacia tus metas y tus objetivos y crear la vida que tanto anhelas.  Cada segundo que desperdicies, se convertirá en horas y meses que más adelante formarán un gran porcentaje de tu vida.

Si esperabas que te diera técnicas para “gestionar” el tiempo a fin de que pudieras hacer más en menos tiempo, lamento defraudarte. Para mí, rapidez sin dirección es el boleto más rápido hacia el fracaso y la frustración.

Mi objetivo en este mensaje es darte una perspectiva diferente de lo que significa manejar el tiempo: manejar tus conductas, acciones y hábitos dentro de los confines de cada 24 horas. La manera cómo lo haces determinará tu éxito o tu fracaso. Las técnicas te las puedo dar en otro artículo.

¿Sabes? es cierto lo que has escuchado de que el tiempo vale más que el dinero. Si tu pierdes dinero puedes conseguir más dinero, pero el tiempo que desperdicies no lo podrás recobrar: el desperdiciar tu tiempo es desperdiciar tu vida.

Así que olvídate del reloj (por más rápido que camines) y concéntrate en la brújula (la dirección de tu vida).  Escoge cuál es tu norte (tus metas y objetivos), determina en dónde te encuentras conforme a los 4 puntos cardinales de la brújula de In-poderamiento que te mencioné más arriba e invierte tu tiempo, dinero, y energía tomando acciones consistentemente que te ayuden a crear el tipo de vida que quieres vivir mientras disfrutas del proceso. Tú te lo mereces.

Ya que no puedes manejar el tiempo, acepta tu responsabilidad de invertir tus horas en actividades de alto retorno y prepárate para cosechar los enormes frutos que obtendrás en tu vida, tu carrera o tu empresa. Por ahora, te agradezco el que hayas invertido tu tiempo en leer este blog irreverente y ambicioso.

Luis Carlos Lamadrid Mendoza, investigador científico de la superación personal.

Acerca de luiscarloslamadrid

Soy Licenciado en Ciencias de La Comunicación. Me obsesiona el tema de la motivación y la superación personal. Sería capaz de hablar, leer y escribir infatigablemente sobre ese tema. Me he ganado la vida como blogger, pero quiero más salud, dinero y amor. Siento la obligación de ser ambicioso y, por eso, he creado un blog en wordpress.
Esta entrada fue publicada en Control del Estrés, Control Emocional, Desarrollo Personal, Exito Personal, Gestión del Tiempo, Inteligencia Emocional, Motivación Personal, Productividad Personal, Superación Personal y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La mejor gestión del tiempo consiste en destruir el reloj

  1. Pingback: Bitacoras.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s