Algunas recomendaciones para eliminar la ira o el enojo

La ira nos transforma en un energúmeno, nos hace comportarnos de una manera hostil y colérica, nos vuelve insensibles, construye barreras que nos distancian de las personas que queremos, destruye el amor y las buenas relaciones y se apodera de nuestra mente. En consecuencia, nos volvemos incapaces de tomar decisiones sensatas y eficaces durante un tiempo, el tiempo que tardamos en calmarnos y volver a ser “racionales”. Es como si la ira nos convirtiera en animales salvajes.

Las personas iracundas o irritables tienen problemas de control emocional. Enojarte significa que estás permitiendo que otras personas o cosas dominen tus emociones. Convéncete de que puedes gobernar tus emociones y que lo que importa más no es el problema, sino la solución que le das a ese problema.

El filósofo Confucio dijo: “Quien domina a su ira, domina a su peor enemigo”. Y es que el autocontrol es la herramienta más valiosa para tener una buena relación con la sociedad y con nosotros mismos.

A menudo pensamos que liberar la ira es bueno y sano, porque nos desahogamos y exteriorizamos todo el malestar que llevamos en nuestro interior. Sin embargo, esto no es verdad. Si es perjudicial para la salud reprimirse y guardarse lo malo para uno mismo, explotar de rabia también lo es.

Piensa en una situación en la que perdiste el control, te enfureciste y dijiste cosas que realmente no querías decir. ¿Cómo te sentiste después? ¿Liberar la ira te ayudó a sentirte mejor? Seguramente pensarás que no, porque expresar la ira no nos sirve para conseguir lo que queremos. Las personas deseamos ser escuchadas, queridas y valoradas, y con la ira obtenemos justamente lo contrario: desprecio y frialdad.

Entonces ¿por qué a veces respondemos con furia?

El estrés hace que nos irritemos más y con mayor facilidad, por eso, cuando hemos tenido una jornada de trabajo intensa, o hemos discutido con nuestro jefe, saltamos a la defensiva y nos enfurecemos ante situaciones que en otras condiciones serían insignificantes para nosotros.

También nuestra forma de ver el mundo y la realidad nos impide a veces ver otras perspectivas y opciones, consideramos que la nuestra es la mejor y más válida, y en cuanto surge un conflicto que cuestiona nuestros esquemas mentales nos sentimos amenazados.

Este malestar que sentimos, lo expresamos en forma de ira, al cometer un error de pensamiento que consiste en creer que las personas no somos responsables de nuestro dolor, sino los demás, y sentimos la necesidad de castigar a los que nos hieren.

Si quieres aliviar tu cólera, la próxima vez que te encuentres ante una situación conflictiva, por ejemplo: una discusión con tu pareja, o un comentario que te ha molestado de una amiga, utiliza un comportamiento asertivo (ya lo hemos visto), para expresarle a la otra persona tus sentimientos y tu deseo de arreglar el problema. Si sientes que la ira es muy intensa, comunícale a la otra persona que necesitas estar sola y que volverás dentro de algún tiempo. Es importante ser específicos con la otra persona para no dejarla preocupada o más enfurecida, así que ¡nada de dar un portazo o golpear la mesa! Durante ese tiempo realiza una actividad para disminuir tu tensión, por ejemplo practicar una técnica de relajación, un deporte. dar un paseo, o leer un libro. Cuando hayas vuelto a tu nivel racional, ya estarás preparado para afrontar el problema y buscar una solución. Vuelve con la otra persona y retoma el asunto asertivamente.

Puede darse el caso de que la otra persona no quiera negociar y decida transformarse en una bestia violenta. Entonces lo más apropiado es liberarte de esa relación que no te beneficia. Recuerda que no quieres “mamíferos carnívoros” en tu vida.

Gracias por leer este blog que se caracteriza por su franqueza y gallardía.

¡Dios te creo para triunfar! ¡Te está viendo! ¡No le puedes fallar!

Luis Carlos Lamadrid Mendoza, investigador científico de la superación personal.

Acerca de luiscarloslamadrid

Soy Licenciado en Ciencias de La Comunicación. Me obsesiona el tema de la motivación y la superación personal. Sería capaz de hablar, leer y escribir infatigablemente sobre ese tema. Me he ganado la vida como blogger, pero quiero más salud, dinero y amor. Siento la obligación de ser ambicioso y, por eso, he creado un blog en wordpress.
Esta entrada fue publicada en Autoestima, Control del Estrés, Control Emocional, Desarrollo Personal, El Miedo, Exito Personal, Inteligencia Emocional, Motivación Personal, Productividad Personal, Superación Personal y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Algunas recomendaciones para eliminar la ira o el enojo

  1. Pingback: Bitacoras.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s